5 tipos efectivos de motivación de tu equipo de trabajo

Escrito en Motivación en la oficina el por .

motivación equipo

Es fundamental ver con qué tipo de personas nos encontramos, lo bueno de pertenecer a un grupo o equipo es que todos podemos aprender de todos, pues cada uno de nosotros aporta algo diferente y único.

Cierto es que a mayor motivación, mayor rendimiento. De ahí la importancia de tener en cuenta la motivación, y trabajarla de forma habitual para que la persona de forma individual y el grupo en su totalidad se sientan satisfechos y contentos en el día a día, sintiendo que son parte del grupo y no un simple número.

Un trabajador motivado es más eficaz y responsable, por lo que existen muchas formas de conseguir un ambiente laboral óptimo. Vamos a citar algunas:

Positividad

Siendo la positividad algo fundamental para el individuo y la vida en general, cabe decir que ésta se encuentra quizá más dentro de la persona en sí misma. Algunas personas casi siempre suelen ser positivas, mientras que otras tienen visiones más negativas y pesimistas.

Considerando la importancia y los beneficios de pertenecer a un grupo, puede trabajarse este aspecto eficazmente y conseguir lograr grandes objetivos. Es muy importante para ello contar con un grupo donde haya personas positivas en sí mismas. De no ser así, siempre podemos intentar conseguir un cambio espectacular trabajando con confianza en ello.

motivación equipo

Haz click aquí y descarga el ebook gratuito: “Felicidad en el trabajo”
 

Trabajo en equipo

Es importante que tanto la empresa como el trabajador tenga unos objetivos personales y de equipo que les haga querer superarse y colaborar. Un clima de compañerismo donde todos aprenden de todos y donde fluya un buen clima entre sus integrantes, de forma que el día sea lo más agradable y positivo para todos.

Dinamismo y buenas formas

Crear jornadas de trabajo lo más dinámicas posibles, cambiando las tareas a realizar y la forma de hacerlas (cuando se pueda), ayudando de esta forma a evitar la rutina o monotonía que pueda a veces suponer.

Comunicarse con respeto y educación es algo totalmente efectivo e indispensable para crear una buena dinámica de trabajo.

También es importante no olvidarse de concederse unos pequeños ratos de descanso donde desconectar unos minutos, para luego continuar con más fuerzas y buena disposición.

Mayor autonomía

Consiste en dar mayor flexibilidad o poder de decisión  a los trabajadores para realizar su trabajo. Esto hace que exista un clima de confianza y, además, satisface la necesidad del ser humano de tener el control y sentirse correspondido, pues provoca que crezca una mayor confianza entre las partes, siempre y cuando uno sea lo suficientemente responsable. Ofrecer la oportunidad de aportar ideas y compartir decisiones importantes es algo muy interesante a tener en cuenta.

Reconocimiento

Consiste en reconocer el buen desempeño de los trabajadores, así como los buenos resultados o logros que obtengan. A menudo se tiende a decir las cosas negativas o recalcar más bien los fallos, por el contrario no siempre se reconoce el trabajo bien hecho, puesto que se da demasiado por supuesto. Sin embargo, es esencial mostrar al equipo lo bien que lo ha hecho  para mantener alto  su estado de satisfacción y, por consiguiente, su motivación.

Dar reconocimiento es una técnica que funciona porque satisface la necesidad que tiene el ser humano de sentirse valorado.

 

Post relacionados:

 

felicidad en el trabajo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *