Café cortado, ¿cómo se pide en otros países?

Café

¿Sabías que el café es una bebida que prácticamente se toma en todo el mundo? Millones de personas se despiertan con una taza humeante de rico café y, como suele suceder con todo lo demás, también en el mundo del café cada maestrillo tiene su librillo.

Por ejemplo, en EEUU prefieren tomar café preparado en una cafetera de goteo; en Turquía no lo filtran y después leen el futuro en los abundantes posos que quedan en la taza; en Vietnam mezclan yema de huevo y leche condensada para endulzar; y en Italia tienen tantas preparaciones que necesitarían un artículo para ellas solas.

El café cortado es una de las formas más comunes de preparar esta bebida en España. Pero ¿es un invento español? En este artículo rastreamos su presencia en otras latitudes —para saber cómo puedes pedir que te sirvan un café cortado si estás fuera de España— con la esperanza de que arroje luz sobre su origen.

Haz click y descarga el ebook gratis "Agua, Bienestar y Saludl"

¿Cómo se prepara un café cortado?

Antes de emprender el viaje, recordemos qué es y cómo se prepara un buen café cortado en España. Esta modalidad de preparación del café consiste en añadir un poco de leche a un expreso, tan sencillo como eso. La cantidad de leche irá en función del gusto del consumidor, pero para que se siga considerando un café cortado no debería tener más cantidad de leche que de café. Como sabes, la leche tiene excelentes propiedades, pero un cortado no es la mejor opción si quieres asegurarte de tomar el mínimo recomendado al día.

La leche suaviza el sabor del café expreso y rebaja su grado de amargura. Se suele servir en un vaso de cristal pequeño o, en su defecto, una taza de expreso. Como en otras preparaciones, el resultado será excelente si el café que se utiliza es de buena calidad, tiene un tostado natural y se prepara con agua mineral.

El café cortado alrededor del mundo

No solo en España nos pierde una buena sobremesa al calor de un cortado; en otros lugares también existen diversos rituales en torno al café. Pero, ¿se toma café cortado fuera de España? La respuesta es sí aunque recibe otros nombres:

  • En Italia se bebe caffè macchiato, la preparación más parecida a nuestro café cortado. Consiste en un café expreso al que se le añade una cantidad de leche menor que al cortado. La leche, además, estará ligeramente vaporizada por lo que se creará en la taza una fina capa de espuma. Se suele servir en una taza de porcelana mediana o vaso de cristal también mediano.

  • En el país vecino, Portugal, se pide un garoto. Es lo más parecido a un café cortado, aunque si pides un pingado te servirán algo más parecido al macchiato italiano; es decir, con menos leche que el tradicional cortado español.

  • Francia tiene su propio café cortado, llamado café noisette. Literalmente café avellana, por el color que resulta de añadir leche al café expreso. Eso sí, en la patria del café prensado, al café cortado se le agrega poca leche.

  • El café cortado de Austria se conoce como Brauner. Se suele servir el café y la leche por separado para que cada quien se corte el café a su gusto.

  • Si estás en el Reino Unido y quieres un cortado debes pedir: «an expresso with a dash of milk».

  • La misma frase en Alemania es: «Espresso mit wenig Milch».

  • Si cruzas el charco y viajas a Latinoamérica encontrarás preparaciones y nombres de lo más diversos. En Argentina y Venezuela, si pides un cortado obtendrás algo muy parecido al café cortado patrio. En Colombia tendrás que pedir un perico y en Cuba un cortadito.

Como ves, es posible viajar y seguir disfrutando de esta bebida tan popular. Ahora bien, no hemos resuelto la incógnita de si el café cortado es un invento español. Por más castizo que nos parezca el nombre, probablemente esta preparación viene de Italia, país con gran tradición cafetera y que marca tendencia. ¡No hay más que ver la carta de las cafeterías de moda de cualquier capital!