La mayoría de los trabajadores españoles, satisfechos con su empleo

SHARE SHARE SHARE SHARE SHARE


Según un estudio de la empresa de Recursos Humanos (RRHH), Randstad, el 73% de los trabajadores españoles se encuentra satisfecho con su empleo, lo que supone la cifra más alta del último año e implica encadenar cuatro trimestres de crecimiento consecutivos.

El perfil del trabajador optimista

El Randstad Workmonitor, ha elaborado un perfil tipo de los empleados más optimistas, el cual se caracteriza por:

  • Alto nivel educativo (cuanto más nivel de estudios más alto es su grado de satisfacción laboral).
  • Edades comprendidas entre los 25 y los 45 años.
  • Por sectores, los profesionales del ámbito de las nuevas tecnologías de la comunicación son los que muestran un mayor nivel de satisfacción, con un 90% de trabajadores satisfechos. A continuación, les sigue el sector de la automoción, con un 83%.
  • Por países, Países Bajos y Austria, con un 76%, son los países analizados con los trabajadores más satisfechos. En el lado opuesto se sitúan Portugal (70%), Reino Unido (69%), Francia (68%), Grecia (67%) e Italia (65%).
  • En nivel de los trabajadores españoles puede considerarse como bastante aceptable, puesto que el 73% de los encuestados se muestra satisfechos en su lugar de trabajo, es decir 2 puntos porcentuales por encima de la media europea, que es del 71%.

Haz click aquí y descarga el ebook gratuito: "Felicidad en el trabajo"
 

Trucos para mantener la satisfacción laboral

Prácticamente todos los expertos en gestión laboral coinciden en la siguiente cuestión: para conseguir los mejores niveles de productividad empresarial es totalmente necesario mantener motivados a todos los integrantes del equipo humano. Por otra parte, es precisamente el equipo humano la parte más difícil de administrar.

Estas son algunas claves para mantener motivados a los trabajadores:

  • Definir una estrategia completa. La dirección de cada empresa u organización tiene que definir detalladamente sus objetivos empresariales de carácter más cuantitativo o material, por ejemplo cuántos productos quiere vender a lo largo del año y qué nivel de beneficios conseguir.
  • Poner en marcha una eficaz política de incentivos. Es importante incentivar a todos los trabajadores en el plano material con pluses, comisiones, viajes de incentivos, etc. Pero también cuidar otra cuestión aún más importante: la parte emocional.
  • Cuidar el entorno. El ambiente de trabajo es vital. Hay que potenciar las relaciones personales con la realización de actividades fuera de la oficina: excursiones, comidas en grupo, actividades lúdicas, invitaciones a espectáculos culturales o deportivos, etc.

satisfacción trabajadores

  • Minimizar la presión y el estrés. Aunque la disciplina es importante y hay personas que trabajan mejor bajo presión, en general los trabajadores suelen ser más eficientes y creativos cuando no se sienten presionados por el jefe, ni tienen unas cargas de trabajo excesivas con fechas de entrega difíciles de cumplir.
  • Evitar caer en la rutina y en la falta de alicientes. El aburrimiento es el peor enemigo de la productividad. Si el trabajador no se divierte con lo que hace los resultados no pasarán de mediocres. Es muy importante mantener encendida la llama de la motivación con incentivos constantes, tanto en el día a día como en la carrera profesional de cada empleado en el medio y largo plazo. El trabajador debe encontrar alicientes para acudir día tras días con ánimos y actitud positiva a su puesto de trabajo, lo cual implica un buen clima laboral y unas posibilidades de promoción reales, sin jerarquías inamovibles ni sistemas de trabajo demasiado rígidos.
  • Facilitar la conciliación familiar y la realización profesional y personal. No obstante, cuestiones como una mayor flexibilidad en los horarios, la posibilidad de trabajar desde casa, escuchar a todos y animarles a aportar ideas y preocuparse por sus motivaciones y problemas más allá de las paredes de la oficina, constituyen algunas de las claves para mejorar el bienestar y satisfacción de los empleados.

 

Post relacionados:

 

felicidad en el trabajo

Noticia
SHARE SHARE SHARE SHARE SHARE