Filtros de osmosis inversa: funcionalidad y tipos

SHARE SHARE SHARE SHARE SHARE


La osmosis inversa es un procedimiento de retención de contaminantes y de tratamiento químico bacteriológico que garantiza la obtención de agua de máxima calidad para el consumo humano o animal, pudiendo utilizarse también para otras aplicaciones como el riego a partir de aguas residuales.

Se trata de una tecnología basada en el fenómeno que se produce en dos líquidos separados por una membrana semipermeable: el agua del lado de menos concentración pasa al de más de concentración hasta que dichas concentraciones se igualan. El motivo de este equilibrio es la diferente presión que se establece en un lado u otro de la membrana.

filtro de osmosis inversa

Los sistema de osmosis utilizan esta fenómeno de manera inversa, aplicando un sistema de presión superior al osmótico y de sentido contrario, lo que provoca que sea el agua pura de mayor concentración la que pase hacia el lado de menos concentración.

En este excelente proceso para el tratamiento de agua, de gran eficacia, seguridad y bajo mantenimiento, juegan un papel fundamental los filtros de osmosis, cuyo funcionamiento y tipología explicamos a continuación.

 

Funcionamiento

En la osmosis inversa el agua se hace pasar por una batería de filtros y una membrana semipermeable con el fin de filtrar contaminantes como: metales pesados, exceso de sales, microorganismos, sustancias tóxicas, etc. El resultado final del proceso es la obtención, como hemos comentado, de agua de gran calidad y de un sabor similar a la embotellada.

El funcionamiento de un sistema de osmosis inversa se basa en la integración de distintos tipos de filtro, sumados a una membrana filtrante, lo que en conjunto compone un equipo de purificación de agua.

La membrana es de poliamida semipermeable y está enrollada en espiral. Su función es retener y eliminar el paso de todo tipo de contaminantes: bacterias y virus, metales, exceso de sal, cloro etc.

Tipos de filtros

Las máquinas de osmosis incorporan un total de cuatro filtros: tres para limpiar el agua antes de su paso por la membrana (pre-filtros) y uno para filtrar de nuevo el agua que ya ha sido osmotizada en dicha membrana (post filtro).

Pre-filtros de carbón activo

Las membranas son relativamente sensibles al cloro, por esta razón  se utilizan dos filtros de carbón activo: uno para el cloro y otro para capturar también los sedimentos mayores de 5 micras.

La utilización de estos pre-filtros de carbón tiene varias ventajas: alarga la vida útil de la membrana,  impide que se tapone con el cloro y otras sustancias y limpia el agua de sedimentos nocivos o que producen mal sabor.

Post-filtro

También es de carbón y por éste pasa el agua que ya ha sufrido un proceso de osmosis en su paso a través de la membrana, produciéndose una especie de re-filtración. La finalidad de este filtro es mejorar la calidad del agua, ya que está especialmente diseñado para mejorar el gusto y, en definitiva, dejar el agua en las mejores condiciones posible para el consumidor. Otra ventaja de este filtro es que elimina cualquier residuo, impurezas y olores del depósito y de las conducciones.

El material del post-filtro puede ser dos tipos: de carbón activado GAC (como los de prefiltrado) o de carbón activado con plata. Estos últimos tienen un efecto bacteriostático añadido.

Adicionalmente, existe la posibilidad de añadir un segundo post-filtro, denominado post-filtro re-mineralizador, con las siguientes funciones extra: eliminar el posible sabor residual que pudiera resultar del paso del agua por la membrana de ósmosis, regular el PH del agua de salida y mineralizar el agua.

La alternativa de los bidones de agua: un ejemplo de sencillez y máxima comodidad

Aunque Agua Eden solamente no ofrece el servicios de fuentes de osmosis para el hogar (solamente para empresas), sí que pone en marcha otro sistema especialmente recomendable para uso doméstico: los bidones de agua.

Se trata de una solución perfecta para disponer de agua mineral en casa siempre que se quiera, a la temperatura que deseemos y sin tener que estar continuamente comprándola y cargándola hasta casa. Y además no ocupa apenas espacio.

Post relacionados:

Agua y Café
SHARE SHARE SHARE SHARE SHARE