Te enseñamos a elaborar el mejor postre con frutas

SHARE SHARE SHARE SHARE SHARE


Desde hace ya algún tiempo, los postres reivindican un lugar de honor en nuestra alimentación, tanto en nuestros menús de casa como en la carta de los restaurantes.

Poco a poco, los postres están dejando de ser los eternos segundones, ese plato que solamente se come o se pide cuando los principales no nos han dejado saciados y que, en muchas ocasiones, sustituimos por un café o una infusión.

Hoy en día, los paladares más gourmet demandan postres exquisitos y con un toque de originalidad, lo que supone todo un reto para los cocineros, tanto esporádicos como profesionales.

También es un mito que los postres sean propios de personas muy golosas, e incluso glotonas, puesto que es posible prepararlos equilibrados y sanos, como los compuestos con frutas como ingrediente principal.

postre con frutas

 

Postre de manzana con salsa de frambuesas

Hoy en día existen muchos reposteros famosos, que salen por televisión preparando postres de gran sofisticación. Pero nosotros no vamos por esa línea, sino que te proponemos un postre muy sencillo y rápido de elaborar, al alcance de cualquier persona, sin que sea necesario disponer de mucho tiempo ni conocimientos culinarios.

Se trata de un postre para nada caro y tiene la ventaja añadida de permitir algunas variedades: como sustituir las frambuesas por fresas o cualquier fruto rojo que podamos conseguir o nos apetezca.

Otro de sus puntos fuertes es la presentación, puesto que queda muy atractiva, por lo que servirá para lucirte antes los comensales. 

Ingredientes

  • 1 kg. de manzanas 
  • 1 naranja
  • 200 gr. de frambuesas maduras y dulces
  • 6 semillas de cardamomo
  • 6 bayas de enebro
  • 200 ml nata montada con 1 cucharada de fructosa o 2 de azúcar
  • 1 cuharada de azúcar glas
  • Opcionalmente se le puede añadir un poco de ron

Preparación

  1. En primer lugar se pela la naranja y se le quita lo blanco a la cáscara.
  2. Después se lavan y pelan las manzanas, cortándolas en cubos no muy grandes.
  3. En una cacerola se ponen las manzanas con el azúcar, las bayas y semillas, la cáscara de naranja y 3 cucharadas de agua.
  4. A continuación, se cuece a fuego lento hasta que la manzana esté cocida pero no deshecha y se deja enfriar. 
  5. Luego se trituran las frambuesas junto con el azúcar glas y, si queremos, se le añade el chorrito de ron.
  6. Cuando las manzanas estén frías, se ponen en un cuenco grande o en vasos y se cubre con la nata montada y unas cucharadas de salsa de frambuesas.
  7. El postre se guarda en la nevera hasta el momento de servir.

Los postres tienen el poder de que nos permiten conseguir experiencias únicas a través de ellos, recuerdos de nuestra infancia, de lo que nos preparaban nuestras madres o abuelas.

Además, actualmente los postres permiten incorporar nuevas técnicas y existen múltiple utensilios capaces de conseguir decoraciones, texturas y sabores absolutamente increíbles. Con los postres ocurre como cuando vemos una buena película o escuchamos la música que nos gusta: pueden lograr que nos olvidamos de los problemas cotidianos con sabores diferentes y detalles creativos y originales

 

Post relacionados:

 

alimentacion tupper

Alimentación y recetas
SHARE SHARE SHARE SHARE SHARE