Purificador de agua y filtro de agua, ¿hay diferencias?

Agua y Café


En ocasiones tendemos a usar indistintamente varios términos para referirnos a la misma materia. Pero puede que nos estemos equivocando y estemos fomentando la confusión, ¿tú qué crees? Nuestra meta de hoy es, precisamente, resolver la cuestión de si hay distinciones o semejanzas entre un purificador de agua y un filtro de agua.

No es una propuesta extraña. Cada vez aumenta más el número de personas consumidoras interesadas en practicar una vida saludable. Prestan una mayor atención al origen de los comestibles de su cesta de la compra y se interesan por indagar cuáles son los más beneficiosos. Las bebidas no se quedan en un segundo lugar y eligen aquellas de mayor calidad, incluyendo al agua.

El deseo de beber un agua mejor hace que muchas personas y familias se planteen actualmente la posibilidad de adquirir aparatos específicos para su uso con el agua de la red pública de abastecimiento. En estos casos disponer de información correcta permitirá que puedan optar por la solución más idónea a las necesidades a cubrir.

¿Qué es un purificador de agua y un filtro de agua?

El agua es incolora, insípida e inodora. Posiblemente te suena esta frase que indica que, este líquido, no presenta color, sabor u olor. Sin embargo puede que en tus vacaciones o visitas familiares hayas comprobado que el agua no tiene el mismo gusto que la que consumes habitualmente. Además, según explica el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, hay aspectos que pueden perjudicar el agua que consumimos de la red.

Por otro lado debemos recordar que el agua potable es apropiada para el consumo humano pero la que presenta pureza original, tal y como se recoge en el Real Decreto 1798/2010, de 30 de diciembre, es el agua mineral natural y de manantial.

Un purificador o filtro de agua busca mejorar el agua potable. Para entender su función debemos prestar atención a lo que implica purificar y filtrar: mientras que el primero significa limpiar de imperfecciones, el segundo equivale a clarificar los elementos en suspensión.

Ebook gratuito: "Cómo mantener una dieta equilibrada comiendo de tupper"

De modo que un aparato purificador actúa contra los elementos disueltos y un filtro contra los sedimentos. Para suprimir lo no deseado y obstruir los materiales sólidos, emplean, respectivamente, carbón activado que captará las sustancias contaminantes y un material filtrante (filtros de sedimentos y membranas) para detener las partículas.

En la actualidad hay procedimientos, como la osmosis inversa, que conjuntan la filtración y purificación en las diferentes fases de los dispositivos, introduciéndose los filtros en un principio y colocando los instrumentos de purificación al final.

Las soluciones para tratar el agua de red requieren de mantenimiento para asegurar el buen funcionamiento del aparato, tal y como te explicamos en nuestro post. Te recomendamos que, antes de adquirir un dispositivo doméstico, te informes con el fabricante sobre las sustituciones periódicas y la revisión por parte de un profesional.

¿Qué ofrecen al consumidor las soluciones de Eden para la red de agua?

Favorecer la comodidad de los trabajadores repercute positivamente en el buen ambiente laboral. Las fuentes conectadas a la red de Eden, ya sean  sus fuentes de filtración o fuentes de osmosis inversa, pueden ser un buen recurso para lograrlo.

Estos dispositivos permiten eliminar las partículas y elementos perjudiciales que provengan de las tuberías. También el exceso de cloro, suciedad, mal olor, sabor y bacterias.

Eden no ofrece este servicio para los hogares. Una alternativa para incrementar tu bienestar es elegir su agua mineral natural. Te cuidarás consumiendo agua pura de sus manantiales y cuidarás al medio ambiente con sus botellas, ya que pueden ser reutilizadas hasta en 50 ocasiones antes de ser recicladas.

El confort doméstico depende de muchos pequeños factores, como beber agua de pureza garantizada. Cada vaso aporta mucho a tu día a día: salud, vitalidad e hidratación, entre otros beneficios. ¡Cuídate como te mereces!