Fuentes de agua para oficinas, del manantial al centro de trabajo

SHARE SHARE SHARE SHARE SHARE

fuentes de agua en el trabajo

Las fuentes de agua para oficinas que funcionan con el clásico botellón colocado en la parte superior del cuerpo de la máquina, ofrecen caudales muy saludables, ya que las empresas distribuidoras solo embotellan agua procedente de manantial.

De esta forma, las fuentes de agua para oficinas traen a los centros de trabajo las mismas aguas que surgen del interior de las montañas, con la garantía de que el agua, desde que llega a la planta en embotellado hasta la dispensación final en el centro de trabajo, sigue una estricta cadena de procesos que permiten, por un lado la conservación del agua con las mismas variables químicas y físicas que tenía al salir del manantial, ya que se trata de sus propiedades naturales como agua de manantial, y, por otro lado, que la carga de agua en los envases se haga con la máxima asepsia posible.

En definitiva, las fuentes de agua para oficinas acogen aguas de manantial de calidad que se dispensan con todos sus valores naturales y que son su principal atractivo con respecto a otras formas de hidratación. El agua de manantial es, por lo tanto, sinónimo de salud y bienestar.

En el mismo sentido, los botellones de 19 litros de las fuentes también están sometidos a estrictos controles de laboratorio en cada uno de los lotes de envasado. Además, permanecen durante un periodo de cuarenta y ocho horas en zonas de almacenaje antes de entrar en la cadena de distribución, a las espera de que los análisis verifiquen que el agua está en óptimas condiciones para el consumo.

 

Agua y Café
SHARE SHARE SHARE SHARE SHARE